viernes, 14 de septiembre de 2007

¡QUE NO DECIDAN POR TI!

Un hombre se acerca todas la mañanas, con un amigo, a comprar su periódico. Da los buenos días y el quiosquero nunca responde al saludo. Pasan meses y siempre lo mismo. Un día le dice el amigo, "deja de saludar, no te contesta" y el hombre responde: "seguiré dando los buenos días porque no voy a permitir que el quiosquero me quite la libertad de decidir que hacer".
Lo que yo he aprendido de esta anécdota es que uno siempre tiene la libertad de elegir su actitud personal frente a las adversidades.
Todo esto lo refleja muy bien Victor Frankl en su libro EL HOMBRE EN BUSCA DE SENTIDO
Ya teneis trabajo si quereis ....

2 comentarios:

el_Alexis dijo...

Hola!
Te agradezco la visita a mi blog. Ahora paso a revisar el tuyo que se ve bien interesante.
Saludos

francisco tovar dijo...

hola aqui navegando en tu blog y me gusto.

me visitas al mio?
saludos

http://www.bajalogratisaqui.blogspot.com